La absurda religión

testigo_de_jehova_negando_una_transfusion_de_sangre.jpg
Hace unos días un hombre de la localidad de Caseros, Partido de Tres de febrero (Argentina) fue baleado tras un episodio de robo, en el cual los delincuentes intentaron robarle el vehículo de su propiedad. Esto formaría parte de una de las cotidianas crónicas policiales de diarios y medios televisivos que ya es costumbre en la sociedad que vivimos. Pero lo peculiar del caso, es que, el hombre baleado, días después falleció tras que su mujer, Testigo de Jehová, se opusiera a la transfusión de sangre necesaria para hacerle una cirugía. Según el hermano de la víctima, al pedirle a la mujer que permitiera la transfusión de sangre que su esposo necesitaba, ya que estaba muriendo, ella, muy tranquila le respondió:
Tu hermano no se va a morir, quédate tranquilo, tu hermano tiene fe en Dios
Aunque este hombre relata que, el hermano no era Testigo de Jehová y que, según le comentó el hijastro, tampoco estaba muy seguro acerca de los temas de religión.
Finalmente, el hermano de la víctima planea llevar a cabo acciones legales contra su cuñada por no permitir la transfución de sangre y de esta manera desencadenarle la muerte.

No es el primer caso que ocurre, ni lamentablemente el último, cada cierto tiempo estas noticias aparecen en los medios y vuelven a desaparecer como quizás un hecho inédito e inentendible y todo queda en nada.
Desde tiempo inmemorables (o memorables por pocos) la religión asesina. Asesina a inocentes y nadie se detiene a pensar ¿que clase de mensajes deja a las personas la religión que profesan? ¿quién verdaderamente controla a estas religiones y con que propósito van dirigidos esos mensajes -quizás subliminales- que transmiten? esas preguntas quedan en nada y de vez en cuando en las noticias continúan apareciendo titulares con muertes referidas a la religión. ¿Son simplemente fruto de un fanatismo extremo? puede ser una explicación simplista, sin embargo, estos extremismos religiosos desde hace bastantes siglos que existen y no paran ¿por que las religiones no actúan y hacen algo al respecto? la respuesta quizás también tenga que ver a otra pregunta ¿por que el Estado tiene que mantenerlas? de cualquier manera, no todas las religiones son patrocinadas por el Estado, otras religiones son sostenidas por el mismo capital invertido por sus creyentes, el único interrogante, como lo que dio inicio a este articulo es ¿que clase de mensajes les dejan a sus fieles?

En la noticia que hablamos al principio, el hermano de la victima demandaría a su cuñada por dejar morir a su esposo por negarse a una transfusión sanguínea, debido a ser Testigo de Jehová. ¿No debería ser demandada la religión? siendo que la mujer seguía los mandamientos de la religión que profesa.
Aún así, las criticas caen solamente en la mujer y no así en la religión, siendo que esta misma religión le  implantó una creencia para que ella actuase de esa manera.
Así, las personas, incrédulas o débiles de mente, pagan las culpas de creencias implantadas por religiones, pero estas, como instituciones y sus doctrinas resultan indemnes. Como en la guerra, los caídos en la batalla siempre son soldados de pocos rangos, nunca los generales.

Testigos de Jehová, en su página web explica por que la Biblia (o Dios) no permite las transfusiones de sangre, citando algunos versículos de la Biblia:
La Biblia prohíbe el consumo de sangre. Por tanto, los cristianos no debemos comerla. Tampoco debemos aceptar transfusiones de sangre ni de alguno de sus componentes principales. Veamos los siguientes versículos.
  • Génesis 9:4. Después del Diluvio, Dios les permitió a Noé y a su familia consumir carne animal, pero con una salvedad: “"Solo carne con su alma —su sangre— no deben comer"”. Y como todos descendemos de Noé, nosotros también tenemos el deber de cumplir ese mandato.
  • Levítico 17:14. “"No deben comer la sangre de ninguna clase de carne, porque el alma de toda clase de carne es su sangre. Cualquiera que la coma será cortado."” Para Dios, la sangre representa el alma —o la vida—, algo que le pertenece a él. Aunque esta ley fue dada exclusivamente a la nación de Israel, nos muestra lo importante que es para Dios este asunto.

  • Hechos 15:20. Dios ha ordenado a los cristianos “"que se abstengan [...] de la sangre"”, el mismo mandato que le dio a Noé. Y la historia revela que los primeros cristianos rechazaban el consumo de sangre y que ni siquiera la usaban con fines curativos.
En ninguna parte de lo citado (lógicamente por el tiempo que datan los textos) menciona algo sobre las transfusiones de sangre, esta parte no es un pedido de ningún Dios, si no agregada e interpretada por propios seres humanos.
Además en el segundo versículo admite que la ley fue dada exclusivamente a la nación de Israel, pero igual para disuadir al creyente, remarca que para Dios le es importante, para que esa ley no tenga fronteras.
Capitulo aparte el preguntarse por qué un Dios universal habla de naciones y que importancia tendría que los primeros cristianos rechazaban el consumo de sangre. Si nos guiáramos por lo que hacían los primeros humanos, estaríamos semidesnudos haciendo fuego con dos piedras.

La necesidad (y debilidad) de las personas en tener fe en algo y seguir doctrinas escritas, distorsionadas y modificadas según sus intereses, crean un ejercito de zombies a merced de instituciones religiosas, para quienes pueden detenerse a pensar un poco más, de dudosa credibilidad, pero sin dudas, el encubrimiento por parte de los medios, el sustento económico por parte del estado, la gran diversidad de religiones, que día a día hay nuevas y captan más creyentes hacen pensar que durante todo este tiempo funcionan como en fase beta. ¿El final (o comienzo, según se quiera mirar) empezará con el Proyecto Rayo Azul (Blue Beam)?

Lo cierto es que muchos inocentes caen en manos de zombies creados por esta versión beta siguiendo los dictámenes que su religión les impone, olvidándose de pensar por si mismos. Creyendo que así obtienen su salvación. He podido ver personas salir de la misa de los Domingos, comprando velas para santos pero por poco pisando al mendigo que les estrechaba su mano pidiéndoles una moneda que por supuesto ignorandolo no le dieron.
Viendo la situación actual, se puede decir que el tema de la religión se mal interpreta o el mensaje va dirigido hacia otro ángulo, quizás otra vez los conspiranoicos no se equivocan.




Si te gustó este articulo ¡Por favor compartilo Facebook En FacebookTwitter Tweet en TwitterGoogle+ Plus en Google+ Whatsapp En Whatsapp Whatsapp Opinar

Zona B Publicidad



Publicite aqui