Libro online: Un mundo felíz (Aldous Huxley)

Un mundo feliz es un clásico de la literatura de este siglo. Con ironía mordiente, el genial autor inglés plasma una sombría metáfora sobre el futuro, muchas de cuyas previsiones se han materializado, acelerada e inquietantemente, en los últimos años, La novela describe un mundo en el que finalmente se han cumplido los peores vaticinios: triunfan los dioses del consumo y la comodidad, y el orbe se organiza en diez zonas en apariencia seguras y estables. Sin embargo, este mundo ha sacrificado valores humanos esenciales, y sus habitantes son procreados in Vitro a imagen y semejanza de una cadena de montaje...

En general, se trata de una historia impresionante, acerca de un mundo perfecto, en el cual los vínculos familiares y románticos han desaparecido por completo (a decir de los personajes, el amor de cualquier tipo provoca infelicidad). Los niños nacen en centros especializados, en frascos y son acondicionados para tener una tarea específica en el mundo. No hay parejas, no hay madres, ni familias y todo el mundo pertenece a todo el mundo, lo cual se refleja en que las relaciones de pareja se limitan a encuentros sexuales sin posibilidad de concebir.

En medio de todo esto, está Bernard Marx, un exitoso trabajador de uno de los centros de acondicionamiento, quien se fija en la bella Lenina Crowne, una muchacha que trabaja allí mismo y es el sueño cumplido de todos sus compañeros, quienes han salido con ella en muchas ocasiones. Pero Bernard no se siente conforme con toda esa sociedad y planea un viaje vacacional a la única parte del mundo que no ha sido permeada por la felicidad en la que viven, Malpais, donde él, Lenina y toda la sociedad en la que viven, se verán enfrentados a un duro contraste, el cual hará temblar los cimientos de ambas sociedades.

No se pueden fabricar coches sin acero; y no se pueden crear tragedias sin inestabilidad social. Actualmente, el mundo es estable. La gente es feliz; tiene lo que desea y nunca desea lo que no puede obtener. Está a gusto, a salvo; nunca está enferma; no teme a la muerte; ignora la pasión y la vejez; no hay padres ni madres que estorben; no hay esposas ni hijos ni amores excesivamente fuertes. Nuestros hombres están condicionados de modo que apenas pueden obrar de otro modo que como deben obrar. Y si algo marcha mal, siempre queda el soma...


Un mundo feliz es un clásico de la literatura de este siglo. Con ironía mordiente, el genial autor inglés plasma una sombría metáfora sobre el futuro, muchas de cuyas previsiones se han materializado, acelerada e inquietantemente, en los últimos años, La novela describe un mundo en el que finalmente se han cumplido los peores vaticinios: triunfan los dioses del consumo y la comodidad, y el orbe se organiza en diez zonas en apariencia seguras y estables. Sin embargo, este mundo ha sacrificado valores humanos esenciales, y sus habitantes son procreados in Vitro a imagen y semejanza de una cadena de montaje...

En general, se trata de una historia impresionante, acerca de un mundo perfecto, en el cual los vínculos familiares y románticos han desaparecido por completo (a decir de los personajes, el amor de cualquier tipo provoca infelicidad). Los niños nacen en centros especializados, en frascos y son acondicionados para tener una tarea específica en el mundo. No hay parejas, no hay madres, ni familias y todo el mundo pertenece a todo el mundo, lo cual se refleja en que las relaciones de pareja se limitan a encuentros sexuales sin posibilidad de concebir.

En medio de todo esto, está Bernard Marx, un exitoso trabajador de uno de los centros de acondicionamiento, quien se fija en la bella Lenina Crowne, una muchacha que trabaja allí mismo y es el sueño cumplido de todos sus compañeros, quienes han salido con ella en muchas ocasiones. Pero Bernard no se siente conforme con toda esa sociedad y planea un viaje vacacional a la única parte del mundo que no ha sido permeada por la felicidad en la que viven, Malpais, donde él, Lenina y toda la sociedad en la que viven, se verán enfrentados a un duro contraste, el cual hará temblar los cimientos de ambas sociedades.

No se pueden fabricar coches sin acero; y no se pueden crear tragedias sin inestabilidad social. Actualmente, el mundo es estable. La gente es feliz; tiene lo que desea y nunca desea lo que no puede obtener. Está a gusto, a salvo; nunca está enferma; no teme a la muerte; ignora la pasión y la vejez; no hay padres ni madres que estorben; no hay esposas ni hijos ni amores excesivamente fuertes. Nuestros hombres están condicionados de modo que apenas pueden obrar de otro modo que como deben obrar. Y si algo marcha mal, siempre queda el soma...

Titulo: Un mundo felíz
Autor:  Aldous Huxley
Páginas: 85
Formato: PDF
Peso: 373 KB





ir a la biblioteca



AVISO LEGAL: Los archivos de texto electrónico y en formato audiovisual expuestos en esta página tienen por único objeto promover y difundir valores culturales. Bajo ningún concepto persiguen fines lucrativos, prohibiéndose expresamente su copiado para uso comercial. Solo se reproduce material al que es posible acceder de manera libre, pública y gratuita en distintos blogs, webs, sitios y lugares de Internet. Si algún autor o compositor, representante legal o sus derechos habientes considera que la exposición de algún material en particular afecta sus derechos de autor, rogamos comunicárnoslo a fin de proceder a su retiro. Lo publicado en esta página son todos links o enlaces a otros sitios externos, en Lado B no se alojan los archivos a que se hace referencia.

Si te gustó este articulo ¡Por favor compartilo Facebook En FacebookTwitter Tweet en TwitterGoogle+ Plus en Google+ Whatsapp En Whatsapp Whatsapp Opinar

Zona B Publicidad



Publicite aqui