Ohwurm - Gusanos del oido: la hipnosis de la música

Ohwurm - Gusanos del oido: la hipnosis de la música
La música siempre nos acompaña desde pequeños e inclusive desde antes que nazcamos; ya que algunos aconsejan a las madres que durante su embarazo escuchen música para así lograr la estimulación musical del bebe y lograr varios beneficios como: fomentar el vínculo entre padres e hijos, aumentar la frecuencia cardíaca y cerebral del bebe, entre otros.

La música nos hace feliz, nos entretiene, nos apasiona, nos fervoriza, nos motiva y produce diversas sensaciones placenteras al escucharla, pero como en otros ámbitos (por citar algunos: el fútbol o la salud) el altruismo de los artistas de realizarlo como hobby (y no vivir de ello) queda opacado cuando se presentan unos cuantos (miles) de billetes, convirtiendo así a la música en un negocio, para unos pocos por supuesto. Por consiguiente el camino de un artista a la fama se convierte en una competencia contra otros por cual canción puede llegar a ser más popular y así obtener la consagración y el rédito económico que esto les proporcionará. En medio se encuentran también productores y discográficas que apostarán invirtiendo en el artista con la esperanza (o convencimiento) de que en un futuro su consagración les brindara también varios beneficios, que está de más mencionarlos.
Esto es algo evidente y para nada novedoso, sin embargo aproximadamente desde el año 1995 hasta la actualidad se produce una tendencia distinta a los años y décadas anteriores a los de finales del siglo XX. Durante décadas anteriores a 1990, solo eran populares aquellos artistas los cuales hasta el día de hoy siguen siendo escuchados no por una "moda" sino por que las canciones sí poseen una manera "real" de cautivación. Pero en la actualidad, muchas personas se preguntan por qué ciertos artistas y sus canciones poseen tanta popularidad, frente a otros que quizás sus canciones o letras son mejores, sin embargo quedan completamente lejos de llegar a ser tan populares. Más allá de que quizás estos artistas no tengan el apoyo de grandes discográficas ni grandes productores como otros, lo que los deja afuera de ser los más escuchados es que sus canciones no contengan algo particular, lo que algunos científicos han denominado "ohrwurm" o para llamarlo de una manera más sencilla y en español: "gusano de oído".

En este articulo analizaremos no solo al gusano de oído, sino los posibles efectos para los cuales pueden ser utilizados, quienes presumiblemente estén detrás más allá de los artistas y lo fundamental: como eliminarlos o al menos intentarlo.
Ohwurm

  Los Ohwurm o gusanos de oido  

James Kellaris, es un compositor y profesor de la Universidad de Cincinnati, Estados Unidos, Kellaris estudió la influencia de la música en los consumidores, durante sus estudios encontró canciones repetitivas y poco complejas, en su ritmo, en sus letras o en ambas cosas. Además estas canciones poseían ciertas características menos evidentes, como un compás irregular, un efecto inusual o un patrón de melodía poco predecible. El resultado es que estas canciones, funcionan como "una golosina" para el cerebro, activando no solo las zonas referidas al sonido y movimiento, sino también a las emociones y recompensas, logrando así que la canción la repitas y no puedas sacarla de tu mente por más que quieras o no te guste el artista o género. A este tipo de canciones se las denominó (en alemán) ohwurm, aunque también son conocidos como "earworm" o "catchy songs".

  Los casos   


En un pasado no tan remoto, algunas de las canciones que son consideradas como ohwurm internacionalmente son: "Barbie Girl", de la banda danesa Aqua, "Blue" del grupo italiano Eiffel 65, "Dragostea din tei" del grupo moldavo O-Zone o "Gangnam style" del coreano PSY.

En Argentina, algunas canciones pasadas que podemos denominar como ohwurm son: "1,2,3" de El Símbolo, "A veces" de Mambrú, "Cachete, pechito y ombligo" de Pancho y la sonora colorada, "Estoy saliendo con un chabón" de Los sultanes y "La mano de Dios" de Rodrigo.

Más recientemente, podemos hablar de una canción que es furor mundial y considerada  como un posible ohwurm, nos referimos a "Despacito" de Luis Fonsi con Daddy Yankee, según Kellaris a BBC Mundo:
 Es animada, simple, repetitiva y tiene un ritmo pegajoso.
Otras que pueden ser consideradas ohwurm: "Felices los 4" de Maluma, "Hey DJ" CNCO, "Cuando se pone a bailar" de Rombai o "Le hace falta un beso" de Agapornis.

Sin dudas existen incontables canciones de igual forma, se trata de que una vez que uno conoce esta información pueda distinguirlas por si mismo.

  Quienes estan detrás y sus posibles efectos    

Descartando a los propios artistas, productores y discográficas, consideramos que existe dentro del negocio de la música, ciertos sectores que controlan a los antes mencionados para que se forme una cadena, una suerte de hipnosis en la gente, para tenerla atrapada siempre en el mismo "canal", es decir, las canciones, estilos y letras, siempre son las mismas, temas simples y triviales que no conducen a nada, sin embargo provocan una reacción en las personas, ¿por qué no existe un ohwurm que provoque abrir la conciencia o provoque un aluvión de solidaridad o una revuelta popular? la respuesta es obvia, sin embargo da la pauta que estos ohwurm no se crean al azar, sino que tienen un propósito definido y no todos tienen la posibilidad de crearlos. Para hacer una analogía, cualquiera puede crear un refresco sabor Cola, sin embargo, no se puede crear una igual a Coca-Cola, dada que la formula es única y secreta ¿sucede lo mismo con los ohwurm? ¿pero quienes están detrás de esa formula? consideramos que las grandes compañías lo tienen, pero quienes las crean no son precisamente los compositores o tal vez si ¿pero pueden ser ayudados por "algo"?

Aseguran que los efectos no suelen ser muy nocivos, aunque también tiene en parte que ver la personalidad de cada oyente cuyo papel puede ser fundamental, tanto para la forma en que el ohwurm le afecte como la duración del mismo.

Se cree que los gusanos de oído se apoderan más fácilmente de las mentes ociosas, los adeptos a lo que está de moda y al consumismo. Los que estén pendientes de las tendencias y marchan al compás del rebaño. No es de extrañar que las canciones ohwurm sean en su mayoría de los géneros que más personas escuchan. Ahora se entiende la relación entre ellos.

Ohwurm

Existe un caso ocurrido en el año 2009, en la ciudad de Kanke, India, donde un joven de 21 años concurrió al Instituto Central de Psiquiatría de esa localidad hindú, desesperado ya que hacía cinco años atrás, la melodía de una banda sonora de una película sonaba y se repetía en su cabeza 35 veces al día. Finalmente los médicos le diagnosticaron "Trastorno infrecuente".
Es realmente infrecuente, no existen (al menos documentados) casos como este, sin embargo, es notable, que cada vez son mas altas las "dosis" de gusanos a las que nos exponen y que de forma subliminal también pueden de esa forma (¡una más!) manipularnos a su antojo, no solo para comprar un disco o escuchar la canción, pueden utilizar estos ohwurm para manipular la mente por ejemplo a comprar un producto en particular o votar un político, si es que ya no lo están haciendo, por ejemplo el spot del ex presidente argentino: "Menem lo hizo" furor en el año 1999. Está clara la intención de la música en este spot, pero en otras se desconoce que pueden llegar a provocar o lo que estén provocando más allá de la repetición constante en nuestra mente.

  Como eliminarlos  

Como ya mencionamos, ataca principalmente a mentes ociosas, por lo tanto una de las opciones es dejar de serlo. Si solo tenemos una parte de la canción en nuestra mente, una alternativa es intentar escuchar la canción de principio a fin y puede esto acabarse. Hacer ejercicio o caminar a un ritmo diferente al de la canción es otra alternativa posible. Puedes intentar realizar anagramas o leer una novela. Si dejás de escuchar el tema con el tiempo puede que el gusano deje de molestarte.

¿Haz experimentado un gusano del oido (ohwurm)?
Si
No
surveymaker

Si te gustó este articulo ¡Por favor compartilo Facebook En FacebookTwitter Tweet en TwitterGoogle+ Plus en Google+ Whatsapp En Whatsapp Whatsapp Opinar

Zona B Publicidad



Publicite aqui